NUEVAS CARAS, VIEJOS GOLEADORES

El Primer equipo cosechó su primera victoria de la temporada en un encuentro donde el veterano Trujillo abrió la lata como en tantas otras ocasiones.
Salieron ambos equipos con las imprecisiones lógicas del primer partido de la temporada tras el largo parón conocido.
El Inter con un estilo de juego combinativo trataba de elaborar desde atrás sin conseguir progresar en el juego debido a la gran presión que los de Mario Escuer estaban realizando.
Se presentaba el Primer Equipo con bajas muy sensibles, Parra, Alberdi, Rodrigo Pelegrín, Manu, Shiro, Novo, Castaño y los de larga duración Ortiz y Solís, no estaban disponibles para el encuentro.
Aún así el equipo visitante lograba cada vez con más peligro llegar a los dominios de los locales que no conseguían precisión en el pase.
En el 20 de partido Manolo ponía el aviso con tiro cruzado desde el flanco izquierdo, en el minuto 25 Rodri marraba en boca de gol tras asistencia de Miranda y en el 30 Clinton encontraba el mismo destino en jugada personal.
Corría el minuto 35 cuando Trujillo aprovechaba un error del guardameta del Inter para, en el balón suelto alojar el 0-1 en el marcador.
No ocurrió nada mas reseñable en la primera mitad y los de Aluche se marchaban con ventaja merecida.
Tras el descanso los locales apretaron el acelerador y consiguieron imponer el dominio en el centro del campo con la posesión, un dominio que no consiguieron certificar con el gol tras sendos disparos lejanos que pusieron en aprieto el marco de un Javier del Mazo que tuvo una actuación escasa pero sobria.
El paso de los minutos intensificó el dominio local y relegó al Primer Equipo a buscar esa contra que pusiera tierra de por medio.
Los ataques del Inter encontraron el camino cortado gracias al excelso partido de Encabo y Otero y a la gran actuacion de Héctor y Rodri.
Avivaron el esfuerzo y fueron clave los cambios introducidos por Mario Escuer, Rasta, Sandro, Aitor, Alterio y Loren ayudaron a estirar con espacio a los visitantes y así Aitor Carrasco estuvo a punto de lograr el 0-2, buen control del extremo y remate a las huertas de Serranillos, aún así grandes minutos del vallecano.
Corría el minuto 95 cuando Loren y Alterio se encontraron en medio campo y el canterano metió franco balón al espacio para que el venezolano, de recursos técnicos ilimitados, consiguiera cerrar la victoria de Los Yébenes definiendo raso entre las piernas del guardameta rival.
Victoria trabajada y sufrida ante un rival que exigió mucho esfuerzo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *